Fundación por la Memoria San Antonio denuncia que el Ejército de Chile pretende vender Sitio de Memoria Histórica

FUNDACIÓN POR LA MEMORIA SAN ANTONIO10 de Diciembre de 2015

La Fundación por la Memoria San Antonio viene a denunciar que durante los últimos días se nos ha informado que el Ejército de Chile pretende vender el sitio ubicado en Playa Marbella, donde se encontraban hasta octubre del 2013 las cabañas de veraneo popular en Rocas de Santo Domingo, actualmente declarado Sitio de Memoria Histórica.

Referente a lo anterior señalamos:

-Dichas cabañas fueron parte del proceso de Balnearios Populares llevado a cabo por el gobierno del Dr. Salvador Allende, otorgando vacaciones a miles de trabajadores a lo largo de Chile.

-Posteriormente, recién ocurrido el golpe militar, las cabañas pasaron a manos de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA), sirviendo como primer centro de formación de agentes de esa organización criminal.

-Se encuentra acreditado judicialmente que entre los “profesores” que ahí dictaron “clases de tortura” se encuentra Manuel Contreras, Miguel Krassnoff y Cristián Labbé, entre otros.

-Entre 1974 y 1975, allí funcionó un cuartel y centro de detención y tortura, donde fueron privados de libertad y flagelados numerosos chilenos.

-Luego, dichas cabañas funcionaron como centro recreacional y vacacional para los agentes de la DINA y sus familias.

-Aún durante la dictadura las cabañas pasaron a manos de la Central Nacional de Informaciones (CNI), sucesora de la DINA.

-A partir de 1990, la CNI transfirió las cabañas al Ejército, institución que mantuvo el Balneario bajo su patrimonio, pero sin utilizarlo. Más tarde, en virtud de la Resolución CJE.CAAE (R) Nº 325 del 26 de Mayo de 1993, el Ejército asignó la propiedad al Patrimonio de Afectación Fiscal, (PAF), del Comando de Apoyo Administrativo del Ejército.  Este es el mecanismo que ideó el Ejército bajo el mandato del dictador Augusto Pinochet, para legitimar apropiaciones ilegítimas, a fin de poder comercializarlas con posterioridad.

-En 2013, encontrándose abandonadas por el Ejército, las cabañas fueron demolidas, previa aprobación del Ejército.  A partir de ese momento, se inició el proceso para lograr que este sitio fuera declarado “Sitio de Memoria Histórica”, lo cual se logró en 12 de noviembre  2014, luego de que el Consejo de Monumentos Nacionales  así lo determinara.

Según establece el protocolo, si bien luego de la declaratoria el Ejército mantiene la propiedad sobre el inmueble, no tiene potestad para modificar el lugar de manera alguna. Por este motivo vemos con preocupación el hecho de que el Ejército pretenda vender el terreno donde se encontraban las cabañas de Rocas de Santo Domingo.

Más aún, la Fundación por la Memoria San Antonio estamos a la espera de tener entrevista con el Ministro de Defensa para solicitar que este sitio de Memoria Histórica sea devuelta al pueblo de Chile que es lo que corresponde, teniendo en cuenta la apropiación ilegal de este y otros balnearios populares por parte del Ejército.

 

Por sentido común entendemos que si el Ejército no puede modificar el Sitio de Memoria Histórica, menos debería intentar su venta, ya que lo anterior no asegura su preservación, que es justamente lo que defiende la declaratoria.

Atentamente.

 

Ana Becerra Arce

Presidenta

Fundación por la Memoria San Antonio

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: