CARTA ABIERTA A MARCELA SANDOVAL ENCARGADA NACIONAL PROGRAMA DE REPARACIÓN Y ATENCIÓN INTEGRAL EN SALUD Y DERECHOS HUMANOS

resized_IMG_0234Señora

Marcela Sandoval

Encargada Nacional Programa de Reparación y Atención Integral en Salud y Derechos Humanos.

Presente.

Cc: Ministerio de Salud.

Contraloría General de la República.

Organizaciones Sociales y Medios de Comunicación.

Mi nombre es Jorge Zúñiga San Martín, “usuario” de Prais Central, oficinas ubicadas en las dependencias del Consultorio de Salud Familiar Nº 1 (Copiapó con Nataniel) y me dirijo a usted Sra. Marcela Sandoval, como Encargada Nacional del Programa Prais pues por medio de la presente vengo a Denunciar por Negligencia Médica, a la Dra. Diabetóloga Sra. Armijo, Médico que se desempeña en dicho consultorio. Además denunciar las falencias en mi Atención Reparatoria y exigiendo una respuesta seria de su parte.

LO ANTERIOR LO SUSTENTO EN MI SIGUIENTE RELATO:

Ingreso de Urgencia a la Posta Central el día sábado 02 de enero a las 11 de la mañana con fuertes dolores abdominales y en cadera derecha, ardor, fiebre, deshidratación, en este espacio soy diagnosticado con Herpes Zoster.

Soy diabético y mi médico tratante de la diabetes es la señora Armijo. Según la información que me entregan los profesionales de la Posta, de no haber sido diagnosticado a tiempo corría riesgo de daño en el hígado, en los riñones, en los pulmones, además de que el Herpes brota debido a bajas en las defensas y que daba comúnmente a los diabéticos, así mismo, si se me infectaba el Herpes, peligraba una Septicemia generalizada.

Mi denuncia se sustenta en que, yo como paciente, teniendo médico tratante de la diabetes en el Consultorio Nº1, la Sra. Armijo, esta no fue capaz de evaluar que me encontraba en un mermado estado de salud que me deja en total vulnerabilidad de contraer cualquier tipo de enfermedad debido a la baja de las defensas y a mi condición de diabético.

A lo anterior, cuestiono el protocolo de atención que realiza la Dra. Armijo ya que la manera de “controlar la diabetes” se restringe a la entrega de los típicos fármacos y en la toma de glicemia, acción que perfectamente puedo hacer solo en mi casa. En ningún momento me ha preguntado si tengo otro tipo de enfermedad, si soy alérgico, o haber medido de alguna forma mi nivel de defensas, entre otros. Tampoco me ha revisado si presento alguna lesión en mi cuerpo, que permita diagnosticar a tiempo alguna enfermedad como la que presente.

Así mismo, el tiempo de espera para que finalmente uno logre ser atendido por la Sra. Armijo, se extiende fácilmente de dos a tres horas DE ESPERA ¿para qué citan a una hora, si saben que no van a atender en ese horario? o es una estrategia ¿de qué?.

Le informo que como diabético debo tener mis colaciones y mis comidas a determinadas horas, recomendación que la misma doctora diabetologa, sra. Armijo, me estableció y de hecho es una obligación cumplir con esa condición a manera de no descompensarse.

Creo que estos pasos debiesen tenerlos más claros los médicos que los pacientes ¿o no?, acá solo estoy cuestionando el actuar de un médico con un paciente del sistema de salud público, ya que aún no menciono que se supone que esta atención es parte de mi “Atención Reparatoria”.

En mi experiencia en este ámbito es que me he dado cuenta que los médicos no tienen manejo de sus propias posibles especialidades y menos tienen manejo de las consecuencias físicas que presentamos las personas que fuimos torturadas, considerando las diversas torturas que recibimos y que, claramente, han dejado más de algún daño permanente en el tiempo no solo en nuestras mentes sino en nuestros cuerpos.

Denuncio y cuestiono la pésima y enfermante atención que estamos recibiendo como “usuarios” de la Atención Pública y como “usuarios” de un programa que ya hace harto tiempo se supone nos debería Reparar de manera Integral en la Salud pero que en la realidad eso NO OCURRE.

Nos atiende un Sistema de Salud completo con “profesionales de la salud” que consideran a sus pacientes como CACHOS, donde nos entregan horas de atención en horarios totalmente enfermos de burocracia, teniendo que levantarse en horarios totalmente enfermos de burocracia, teniendo que esperar infinitas horas para ser atendido por “médico” con ética, que termina atendiendo de manera rápida, más por cantidad, sin importarle la calidad de su atención.

Estos son los “profesionales” que tienen a cargo la atención reparatoria a personas de la tercera edad que más encima fuimos torturadas, ¿Qué parte de lo anteriormente expuesto no le queda claro aún Sra. Sandoval, Encargada Nacional Prais? Le pregunto pues estoy en conocimiento de que estas denuncias no vienen hace poco tiempo, al contrario han sido constantes, se han mantenido en el tiempo y ustedes como autoridades no han sido capaces de generar respuestas concretas de mejoras en nuestra atención.

Aprovecho este espacio para informarle, si es que esta carta llega a sus manos, que para recibir atención médica de la diabetes, enfermedad que presento hace 8 años, los profesionales del Prais Central se tuvieron que ver afectados por denuncia de Negligencia Médica que cometió conmigo la Sra. Nora Alarcón, médico de ese Prais, denuncia que realicé en agosto del 2015 y de la cual hasta la fecha no he recibido respuesta formal al respecto, usted como Encargada Nacional, sabe que está sucediendo, ¿podría usted explicarme por qué no llega una respuesta seria y formal a mis manos?

Le informo que lo que sí ocurrió fueron unas reuniones que parecían interrogatorios como en los tiempos de la dictadura, sin llegar a nada concreto solamente hacerme callar llenándome de horas médicas, las que tanto esperé, ya que los funcionarios del Prais Central recién ahí comenzaron a moverse encontrando horas disponibles, cuando yo en verdad presentaba un evidente debilitamiento de salud desde antes de mi ingreso medico al Prais Central a cargo de la Sra. Alarcón quien tampoco fue capaz de detectar NADA, ya que su protocolo de atención “la limita”. Entonces, ¿qué sacamos con tener médico en el Prais si no es capaz de detectar nada?, destinamos recursos en su sueldo, ¿para qué?.

Existe un deficiente trabajo integral en equipo por parte de los “profesionales” que tienen a cargo la responsabilidad de la Reparación en Salud de los afectados por el terrorismo de Estado.

Al parecer aquí en Chile nunca hubo Dictadura y los que estamos fuera de tiesto somos los que sufrimos, los que nuevamente somos negados en la historia. ¡Que paradojal! ¿No le parece Sra. Encargada Nacional Prais?.

¿Qué está ocurriendo con nuestra Atención Reparatoria? ¿Acaso están esperando que nos muramos luego? Así se sacan un cacho de encima a todo nivel. Somos los que tenemos gran parte de la Verdad negada en este país. Verdad de la que el Programa Prais no se ha hecho cargo en ningún gobierno de turno. Ustedes, gobiernos, no tienen ninguna real intención de que la historia con toda la maquinaria bélica del Estado contra su propio pueblo, se sepa.

Acaso en sus propios puestos de poder alcanzaron la comodidad y la palabra Memoria solo resulta como parte de sus hipócritas discursos. Para que decir la palabra Justicia.

Sra. Sandoval, Encargada Nacional Prais, he sido tratado de manera Negligente, al igual que muchos de mis compañeros y compañeras victimas del terrorismo de Estado. He sido tratado Negligentemente como parte de mi supuesta REPARACIÓN, he sido nuevamente torturado por funcionarios de un estado que violó absolutamente los derechos y que ahora dice, los está REPARANDO. ¿En serio?. Con esta Reparación por parte del Estado he tenido que consultar de manera PRIVADA para continuar con mi tratamiento.

El Prais Central no cuenta con Psiquiatra desde septiembre del año 2015, considerando que el Psiquiatra que tenía el programa Sr. Juan Pablo Vildoso, no alcanzó a durar ni un año. Hoy nos encontramos sin control de especialista en Psiquiatría. Yo, por mi parte, tuve que recurrir a atención privada ($30.000 la consulta) sin tener los recursos necesarios para completar un tratamiento. Sin embargo, la atención con el Psiquiatra privado, me ayudo a aclarar muchas dudas, y a seguir un tratamiento farmacológico acorde a mi enfermedad, recetándome los medicamentos que realmente yo necesitaba.

¿Por qué tengo que recurrir a la Atención Privada siendo que mi Derecho a la Reparación en Salud es responsabilidad del Programa Prais, de funcionarios que reciben un sueldo por la atención reparatoria que realizan? Por qué tengo que recurrir a la Atención Privada siendo que mi Derecho a la Reparación en Salud es responsabilidad del Sistema de Salud en su conjunto?. He tenido que hacerlo porque la Atención del Sistema de Salud Pública es deficiente, ¿Acaso están buscando estas situaciones para justificar la completa Privatización de la Salud?.

Atentamente se despide,

Jorge Zúñiga San Martín.

En:

https://trincheradelaimagenblog.wordpress.com/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: