Lumazo, Pan y Circo: 12 de Octubre Solidaridad con el Pueblo Mapuche

Ecomunicado1-12-octubre-lumazo-pan-y-circo-colorn los últimos años hemos visto cómo el estado de Chile ha implementado una política represiva dirigida a perseguir a las y los líderes políticos de las comunidades mapuche, a sus familias, y a las autoridades ancestrales como Machis y Lonkos, con el fin de desarticular y descabezar toda organización, resistencia y oposición a las políticas extractivistas que realizan las empresas nacionales y multinacionales, bajo el amparo de leyes abusivas. Asimismo, hemos visto cómo la privación de libertad de autoridades y comuneros procesados por la justicia se ha constituido en regla general, y se ejecuta sin considerar ni respetar la cultura del pueblo mapuche. Con ello, se hace evidente que en territorio mapuche se mantiene la impunidad ante los constantes atropellos y transgresiones a los compromisos y tratados internacionales firmados por el Estado en materia de Derechos Humanos y Derechos de los Pueblo Originarios consagrados en el Convenio 169 de la OIT y la reciente Declaración de los Derechos de los Pueblos Originarios de la ONU.

comunicado2-12-octubre-lumazo-pan-y-circo-colorLa detención de la Machi Francisca Linconao desde el mes de abril; la detención del dirigente Héctor Llaitul Carrillanca el 22 de junio y la de su hijo Ernesto Llaitul Pezoa, el 28 de mayo; y el secuestro y tortura a las que fue sometido el Lonko Víctor Queipul de la comunidad de Temocuicui el 15 de junio, reflejan la persecución a las autoridades y líderes políticos mapuche, por parte del Estado.

Rechazamos todas las políticas del estado de Chile que, a la fecha, ha decidido enfrentar las demandas del pueblo mapuche con estrategias policiales, criminalización de sus petitorios y militarización de su territorio. Por ello, hacemos responsables al Estado de Chile y al Gobierno, al Poder Judicial y Legislativo de graves violaciones a los derechos humanos cometidos en contra de niños, niñas, adolescentes y el conjunto de los miembros de las comunidades en conflicto, las que han sufrido secuestros, interrogatorios, detenciones, allanamientos ilegales, torturas en esos y otros contextos, prisión preventiva extensiva y condenas bajo la aplicación de leyes de excepción heredadas de la genocida dictadura cívico-militar que rigió Chile. Todo lo anterior deja daños irreparables en el pueblo mapuche y en las personas.

Denunciamos que la tortura es un flagelo aún no erradicado en nuestro país, al contrario, permanece vigente, a pesar de las obligaciones internacionales que la consideran como un acto al que no se puede recurrir “en ningún momento ni bajo ninguna circunstancia, incluso durante un conflicto o cuando esté en peligro la seguridad nacional”, tal como lo ha declarado Ban Ki-Moon, Secretario General de Naciones Unidas.

En atención a la gravedad de estos hechos, exigimos al Gobierno de Chile:

1.       La libertad sin condiciones de las y los presos políticos mapuche y de quienes, sin serlo, se encuentran presos por solidarizar con sus demandas.

2.       Aprobación con urgencia de una ley de indulto general a los presos por este conflicto territorial y, en lo inmediato, la consagración del debido proceso en las causas judiciales. Término de la actual prisión preventiva prolongada e ilegal, y acceso real a la defensa y a la justicia para todos los integrantes de los pueblos originarios detenidos y procesados por defender sus tierras.

3.       Creación de una instancia de diálogo permanente entre el estado chileno y los representantes legítimos del pueblo mapuche, demanda que históricamente el estado chileno a negado y tergiversado.

4.       Reconocimiento de la autodeterminación, formas de representación y autogobierno, para el pueblo mapuche, tal como lo establece el Convenio 169 de la OIT y la Declaración de las Naciones Unidas sobre los derechos de los Pueblos Indígenas.

5.       Restitución de los territorios mapuche para sus comunidades, que en su gran mayoría se encuentran en manos de empresas forestales, proyectos energéticos y mineros; y el fin inmediato de las autorizaciones que el Estado está entregando a las empresas forestales para aumentar las superficies de explotación comerciales que violan el Convenio 169 de la OIT, destruyen el medio ambiente e impiden que se desarrollen las políticas de devolución de tierras.

6.       Resguardar la integridad física y psíquica de la niñez mapuche, así como la tipificación y sanción efectiva de la tortura y demás actos de violencia estatal, en cumplimiento de todos los compromisos establecidos por el Estado chileno ante el concierto internacional en materia de Derechos Humanos.

Las organizaciones sociales y vinculadas a la defensa de los derechos, solidarizamos y nos hacemos parte de las legítimas demandas del pueblo mapuche, entendiendo que convivimos en una lucha común para la construcción de una sociedad más justa.

Adhieren:

Comisión Ética Contra la Tortura

Leasur ONG

Corporación 4 de Agosto

Rufián Revista

Serigrafía Instantánea

Somos Izquierda Revolucionaria

La Espora Creatividad

Londres 38, Espacio de Memorias

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: