Dirigentes y organizaciones sindicales ante la extraña muerte del dirigente Alejandro Castro de Quintero exigen: Toda la Verdad y toda la Justicia

DECLARACIÓN PÚBLICA

El jueves 4 de octubre de 2018, en horas de la madrugada, personal del Metro de Valparaíso halló colgado del cinturón de su propia mochila, en una reja situada a un costado de la vía férrea del sector de El Almendral de Valparaíso, el cuerpo sin vida de Alejandro Castro, Secretario del Sindicato de Pescadores S-24 de Quintero.

El joven no superaba los 30 años y jugaba un rol significativo en el movimiento social en contra del desastre ambiental y sanitario que sufre la zona Quintero-Puchuncaví a causa de las emanaciones tóxicas del parque industrial allí asentado.

Según la Policía de Investigaciones, PDI, la causa de la muerte del dirigente social fue “asfixia por ahorcamiento”, debido a un “probable suicidio”. Así también, la PDI, a través de su director nacional, Héctor Espinosa, señaló que “hay personas que están siendo investigadas” por las amenazas a las que estuvo expuesto el pescador. Por otra parte, la vocera de la familia de Alejandro Castro, Carolina Orellana, afirmó que el dirigente fallecido “sufrió amenazas directas de funcionarios de la Séptima Comisaría de Valparaíso”. Sigue leyendo

Pocos en el mundo justifican la tortura: El 7 de Octubre 50 millones de brasileños votaron por uno de estos para presidente

bolsonaro-hitler

Hitler ha vuelto

Escribe Rodrigo Lloret. Publicado por Perfil.

En 2015 se estrenó en Alemania una inquietante película que generó una gran polémica. Basada en el best-seller homónimo de Timur Vermes, Ha vuelto era una comedia dramática –con más drama que comedia–, que recreaba el regreso de Adolf Hitler seis décadas después de su muerte. Desafiando las leyes de la lógica, el Führer se despertaba en la Berlín actual, moderna, pluralista y multicultural, sin poder creer que el país estuviera gobernado por una mujer y que hubiera tantos judíos, homosexuales y árabes por las calles.

Un productor creyó que el dictador era un actor y lo contrató para hacer un show que termina siendo un verdadero éxito televisivo porque Hitler hace de Hitler y grita ante las cámaras: el problema son los judíos, si no hubiera tantos inmigrantes habría más trabajo, los homosexuales son enfermos, los políticos son corruptos y las mujeres no deberían salir de sus casas. El problema es que Hitler convence a varios alemanes que, hay que aclararlo, no son actores sino desprevenidos transeúntes entrevistados para la película. Son muchos, lamentablemente, los que aceptan que la época de Hitler fue mejor.

La película Ha vuelto se estrenó en 2015. Recreaba el regreso de Adolf Hitler, que era bienvenido en Alemania.

El triunfo de Jair Bolsonaro en Brasil no es ficción, pero repite mucho de la parodia que había sido recreada en el film alemán. El candidato que acaba de ganar la primera vuelta y que está a un paso de convertirse en presidente es un ex militar que añora la dictadura, cuestiona el sistema político, está a favor de la tortura, odia a los negros, aborrece a los homosexuales y aclara que hay mujeres que no merecen ser violadas sin son feas. Sigue leyendo